¿A LAS PUERTAS DE UN CONFLICTO GLOBAL? ISRAEL E IRÁN TIENEN LA LLAVE

Después de ver y escuchar el tercer debate presidencial en los EE.UU., queda la sensación que tarde o temprano se podría desatar una guerra mundial, partiendo del conflicto del medio oriente. Un ataque israelí-estadounidense contra Irán, con el apoyo de los países de la OTAN, podría provocar la intervención de Rusia y China, aliados estratégicos que intervendrían para impedir la destrucción impune de su aliado por Occidente, pudiendo desencadenarse la III Guerra Mundial.
Por su parte un ataque de Irán en contra de Israel involucra de inmediato a los EE.UU. ambos candidatos o expresaron abiertamente, ellos defenderán con todo a Israel. Obama dijo este país –Israel-, “es un verdadero amigo” y “nuestro mejor aliado en la región”. “Si Israel es atacado, Estados Unidos apoyará a Israel. Lo he dejado claro durante toda mi presidencia”, añadió.
Por su parte, Rommey calificó a un Irán nuclear como “la mayor amenaza para el mundo”. Coincidió con Obama en imponer sanciones severas a Irán para forzar así al país a parar su enriquecimiento de uranio, pero dio muestras de querer ir más allá.
Ambos candidatos coincidieron en que la acción militar es el último recurso contra Irán después de que todos los demás se habían agotado. El problema es ¿qué recursos están quedando?, al parecer los que están antes de la acción ya están bastante agotados.
Cuando el moderador le preguntó cómo iban a reaccionar ante una llamada telefónica del primer ministro israelí les anuncia que los aviones israelíes estaban en camino para atacar a Irán, Romney respondió, que sus relaciones con Israel serían tal, que esa llamada no se haría, dando a entender que bajo su administración Israel no realizaría algo así, sin su consentimiento. Obama por su parte, no respondió, lo que deja marco a pensar que bajo su administración, algo así podría ocurrir.
Lo cierto es, que de acuerdo a los informes de inteligencia, la infraestructura tecnológica en Irán para la rápida conversión de uranio enriquecido a 20 por ciento al 90 por ciento de grado de armas ya está en marcha. Se estima que en Washington no más de dos o tres semanas transcurrirá entre una orden de Jamenei para empezar la  conversión, dando así inicio a la producción de armas, dado que contarían con suficiente material apto para  a construir sus primeras bombas nucleares.
El punto es ¿Israel esperará que ello ocurra o atacará antes para destruir las instalaciones iraníes?, Obama,  esta conteniendo a Israel para que no ataque, al menos antes del 6 de noviembre cuando se lleven a cabo las elecciones en los EE.UU. Él promete que, poco después de la votación, si es reelegido, él firmará un documento final del juego preparado por un equipo de la Casa Blanca, en la forma de un ultimátum con una fecha límite para la respuesta.
Según las autoridades iraníes, Irán no tiene la bomba atómica ni tiene intención de obtenerla. ¿Y si eso es cierto?, recordemos que los EE.UU. ya intervinieron en Irak con la excusa de que este país tenía armas de destrucción masiva, las que luego nunca se encontraron.
En contraste, Israel tiene unas 200-400 armas nucleares, si no más, probablemente incluyendo ojivas a nivel de megatón, equivalentes a un millón de toneladas de TNT. También posee el nuevo misil balístico intercontinental Jericó-3, que puede tener alrededor de 10.000 km de alcance, siendo capaz según otra fuente de alcanzar 11.500 km.
También se ha reportado que Israel tenía a la Unión Soviética como blanco para sus misiles balísticos desde mediados de los años 80, y es probable que Rusia siga siendo un blanco potencial de las fuerzas nucleares israelíes por su apoyo a Irán y Siria.
En vistas de esta y otras capacidades israelíes, Irán ha terminado de transferir toda su planta de enriquecimiento de uranio a Fordo, colocándolo en una “zona inmune” contra el bombardeo, lo que hace predecir que ellos están evaluando seriamente la posibilidad de un ataque de Israel y sus aliados.
A principios de octubre, Irán se vio inmersa en una crisis económica como moneda frágil, el rial, mostró nuevas señales de estrés, cayendo un 40 por ciento en una semana, ya que fue maltratadas por una combinación de potentes sanciones occidentales sobre el disputado programa nuclear iraní y las nuevas inquietudes entre los iraníes sobre la administración económica de su gobierno.
El 2 de octubre, el presidente Ahmadinejad dijo durante una conferencia de prensa que Irán se enfrenta a una “guerra psicológica” llevada a cabo por los Estados Unidos y con la ayuda de lo que describió como enemigos internos. Le suplicó a los iraníes no intercambiar su dinero por dólares y otras monedas extranjeras. Al día siguiente, se produjeron enfrentamientos en el centro de Teherán entre los cambistas y las fuerzas de seguridad después de que la policía antidisturbios en motocicletas utilizado porras y gas lacrimógeno para cerrar un largo tolerado en el mercado negro de divisas.
El 15 de octubre, la Unión Europea endureció sus sanciones contra Irán, que prohíbe el comercio en sectores como las finanzas, los metales y el gas natural, y hacer transacciones comerciales en muchos otros ámbitos mucho más engorroso.
La caída del valor de la moneda, lo que ha hecho subir el precio de muchos alimentos básicos, ha presentado a Irán con enormes riesgos económicos, incluida la posibilidad de iniciar un grave ataque de la inflación, que ya es alto. Los expertos estaban divididos sobre si la crisis había sido provocada más por la mala gestión de largo plazo de Teherán de la economía del país o por las sanciones encabezadas por Estados Unidos, que han sido impuestas por la negativa de Irán a suspender su programa nuclear que Occidente sospecha es una fachada para desarrollar armas. Cualquiera que sea la causa, los miembros de la clase media una vez vibrante se han convertido en cínicos, con consecuencias potencialmente duraderas para la posición del régimen.
Estas restricciones económicas al parecer están dando resultados, algo de eso dijo Obama en el último debate, pero el problema es que el programa nuclear no se detiene y sigue avanzando hasta lograr lo que todos debemos temer un motivo para una nueva guerra mundial
En el debate ambos candidatos se refirieron o dejaron entrever que entre los enemigos de EE.UU., están no sólo Irán, sino que también China y Rusia aunque parezcan cada uno de estos países casos aparte, están hasta cierto punto, relacionados unos con otros en cuanto a relaciones estratégicas y geopolíticas se refiere, lo que hace predecir que todos podrían verse involucrados en un conflicto entre Israel e Irán.


Email this post Email this post

delicious | digg | reddit | facebook | technorati | stumbleupon | savetheurl

Tags: ,

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.